16.9.08

TRUST: La Confianza.



Abro mi biblioteca multimedia, selecciono The Cure, busco la canción y pulso “play”.

Comienza TRUST, y en ese preciso momento, la dulce y profunda voz de Robert Smith me transporta... y yo me dejo... Me dejo porque gracias a esta canción, voy a encontrar una respuesta, a un tema que no deja de rondarme la cabeza.

¿Se han dado cuenta de que al leer cualquier periódico, Web o canal de noticias, o, simplemente andando por la calle, resulta recurrente escuchar repetidamente, una y otra vez, comentarios como estos: “Es que confiaba en ella (o el) y me ha defraudado”, o “es que confiaba en que tal proyecto iba a ser aprobado, pero a la final, me ha dicho que no lo hará”, o “El Índice de Confianza de los Consumidores ha vuelto a descender llegando a su nivel mas bajo histórico desde....” y así, miles y miles de vivencias más, todas, reflejando el mismo sentimiento?..

En mi mente, poco a poco voy adentrándome y desarrollando más el tema... van surgiendo las incógnitas... en un estado cada vez más concentrado, con los ojos cerrados, y mis oídos impregnados con la música y lo que me transmite...

Entonces Robert dice algo, que es, en síntesis, el origen de la cuestión:

“Still The Hardest Part For You” (Y aun la parte más difícil para ti)
“To Put Your Trust in Me” (que es depositar tu confianza en mi)
“I Love you more than I Can Say” (Te amo mas de lo que puedo decir)
“Why won’t you just, Believe” (Porque simplemente no Crees)

Aun con los ojos cerrados, formulo esa pregunta en voz alta, como si inconscientemente esperara a que alguien al pasar me lo respondiera:

¿Porque será que las personas a quienes más pura y sinceramente amas, en quienes confías ciegamente, suelen ser quienes más daño te hacen al traicionar esa confianza que les das?.

Y continuando con la canción al fondo, repaso mentalmente las veces que me han lastimado, las veces que he confiado y me han decepcionado, las veces que me han traicionado...

Aahhh, y de solo recordarlo, sientes como el cuerpo se tensa... Porque que te defrauden cuando has confiado ciegamente y con el corazón, significa dolor. Parece que es una herida que no sana del todo. Y ese dolor siempre será directamente proporcional a lo que haya significado para ti la persona en quien confiabas.

Pero inmediatamente recuerdo que el tiempo pasa veloz... y vamos rindiéndonos –muchas veces sin quererlo ni saberlo siquiera– ante el amigo “olvido”... y este nos va proporcionándonos paz, a medida que se une con su otro inseparable: “tiempo”. De esta maravillosa unión entre el olvido y el tiempo, resurge el más grandioso don que le ha sido dado al ser humano: La Esperanza.

Porque no todas las veces que nos arriesgamos y confiamos, nos defraudan. Porque esa sensación de dolor, por muy terrible que sea en un momento dado, No dura para siempre (¡afortunadamente!). Porque ese dolor tarde o temprano, se va.

Y ya.

Así como llegó.

Un buen día te levantas y ya no está.

Cuando pienses que no volverás a confiar en nadie, métete en internet, busca este blog, y escucha, relee, dejándote llevar por la música, y recuerda que no siempre ocurre... Y dale las gracias a esa Esperanza que nunca se acaba... porque así podrás volver a hacerlo, así tendrás la certeza que provee la experiencia que dice que “no porque haya sido así, tiene que serlo siempre”.

Recuerda, que muchas, muchísimas veces, esa confianza depositada, crece, se fortalece, se multiplica y recibes a cambio de haberte arriesgado confiando en alguien, recompensas invaluables, tales como la amistad verdadera e imperecedera, relaciones completas y gratificantes con la pareja, familia, y todo aquel que es importante en tu vida.

Me alegra tanto que siempre volvamos a intentarlo, una y otra vez...
Así como siempre lo hemos hecho, así como siempre ha sido... así como
El Mar No Cesa.

5 comentarios:

xabicevic dijo...

Hola!
Acabo de leer el comentario que has dejado en mi blog y he aprovechado para entrar en el tuyo y echarle un vistazo. He leído la primera entrada y me parece interesante. Volveré para ir leyendo los post anteriores!

Saludos!

El Mar no Cesa dijo...

Gracias Xabi!
Estaremos entonces "en contacto", el tuyo también me ha gustado asi que lo iré viendo seguro cuando publiques.
Un saludo!

vraievie dijo...

la confianza me agrada mas en la esperanza.
Confiar en mi, en lo que tengo y lo que tendré.
Que lo mejor existe, y siempre se acerca a nosotros.
Pero vuelvo a debatir conmigo: esperanza, ¿existes?
Saludos! =D

El Mar no Cesa dijo...

Mi querido Vraie Vie,

La entrada de mañana, te la dedicaré (desde hoy. Debatiremos (sanamente, claro) sobre la esperanza. Prometido!.
Besos.

camaradamansa dijo...

recorriendo este espacio tuyo que tanto me gusta ,no pude que deterne aca.The cure, fantastico grupo.y fantastica la atmosfera de tus palabras que los acompaña.saludos, y sigo recorriendo y sorprendiendome.
Saludos!